VERANO Y SALUD

0

Ya estamos en verano, muchas personas se irán de vacaciones y otras quedarán en sus lugares de residencia, pero todas estaremos expuestas a las ventajas, y también a los inconvenientes que nos ofrece el verano. Por ello es conveniente recordar algunos consejos para disfrutar del mismo con la máxima seguridad.

Todas las piscinas tienen que cumplir una serie de condiciones higiénico-sanitarias y de seguridad, aún así, es necesario extremar la precaución y aún cuando la piscina tenga socorrista. Los menores han de estar siempre bajo la vigilancia de un adulto, puesto que un accidente se puede producir en pocos segundos.
Para evitar riesgos con el sol se recomienda moderar la exposición al mismo evitando dicha exposición en las horas centrales del día (entre las 12 del mediodía y las 4 de la tarde). Los primeros días no conviene exponerse más de unos pocos minutos aumentando de manera progresiva dicha exposición. Siempre han de usarse cremas de protección solar con factor de protección (FPS) medio alto, las cuales deben aplicarse entre 15 y 30 minutos antes de empezar a tomar el sol y repetir su uso cada dos horas y después de cada baño. Niños y niñas han utilizar también productos de máxima protección y no se les expondrá al sol si son menores de tres años (el uso de protectores solares esta desaconsejado y no recomendado en los menores de 6 meses). Es muy importante utilizar gafas de sol que tienen que ser con cristales protectores de calidad frente a las radiaciones ultravioletas, e hidratarse bien bebiendo abundante agua.

Las olas de calor se están convirtiendo en algo frecuente. Para evitar riesgos tenemos que evitar la exposición al sol, tal como se ha mencionado antes, durante las horas centrales del día y mantener la casa lo más fresca posible bajando persianas y toldos, y si hay posibilidad utilizar ventiladores y/o aire acondicionado. Es muy recomendable evitar realizar actividades que requieran esfuerzo (deporte, bricolaje, jardinería) en las horas de máximo calor, pero cuando no queda más remedio que exponerse al sol, usar gorras o sombreros que nos protejan las orejas, nariz y cuello y ropa ligera de colores claros y tejidos naturales. Hay que beber agua aunque no se tenga sed, hacer una dieta ligera a base de ensaladas, frutas y verduras, y evitar la cafeína, las bebidas azucaradas y el alcohol ya que favorecen la deshidratación.
Los grupos de población más vulnerables al calor son las personas ancianas, la infancia, especialmente lactantes y personas enfermas crónicas, por lo que habrá que prestarles especial atención.
Ante un golpe de calor, se debe mantener a la persona tumbada, refrescar el cuerpo con toallas húmedas o abanicos y llamar lo antes posible al número de emergencias 112.

Por último, ante un viaje si este se va a realizar en coche, es importante realizar una revisión del vehículo, comprobando niveles de líquidos, neumáticos, amortiguadores, frenos, etc. No olvidar la utilización de los dispositivos de seguridad del vehículo (cinturones de seguridad y sillas homologadas según peso y talla para los más pequeños, revisando previamente su estado y anclaje) Durante el viaje evitar conducir en las horas de más calor, el alcohol y las comidas copiosas. Conviene hacer paradas cada 2 horas, antes de que aparezcan señales de cansancio o fatiga.
En caso de viajar fuera del país, siempre hay que asegurarse llevar lo necesario para garantizar atención médica en caso que fuera necesaria (tarjeta sanitaria, seguros médicos y un pequeño botiquín), y consultar con tiempo la necesidad de vacunarse contra determinadas enfermedades que puedan existir en el país de destino en los Centros de Atención al Viajero existentes en la Comunidad de Madrid.
Las personas con enfermedades crónicas han de asegurarse que llevan la medicación necesaria para garantizar su tratamiento durante el viaje. Dicha medicación conviene llevarla en el equipaje de mano, y como precaución ante perdida o robo también por duplicado en el equipaje facturado. Así mismo se recomienda llevar un informe médico con los detalles de su situación médica y tratamiento.
Para Más información: Teléfono 112 Vigilancia de altas temperaturas y salud: http://www.madrid.org/calorysalud
“La salud también viaja”
https://www.msssi.gob.es/profesionales/saludPublica/sanidadExterior/salud/home.htm

Share.

About Author

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.más información sobre cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies